Ambos hicieron referencia a la situación económica del país y la compararon con la hiperinflación y con el estallido social de finales de 2001.

The Washington Post y The New York Times replicaron un artículo de la reconocida agencia internacional AP que planteó que “la incertidumbre económica” de Argentina empuja a los jóvenes a buscar oportunidades en Europa, y comparó la situación actual en el país con la hiperinflación que se registró entre 1989 y 1990 y el estallido social de finales de 2001 que terminó con el gobierno de Fernando de la Rúa.

Así, la publicación resaltó que “los argentinos están perdiendo poder de compra gracias a una inflación anual de casi el 50%, una de las peores del mundo” y que durante el 2018 el peso argentino “perdió más de la mitad de su valor frente al dólar estadounidense”.  También señala que otro aspecto que empuja esta decisión de emigrar de muchos jóvenes son las políticas del presidente Macri de recortar subsidios, lo que llevó “a un aumento en los costos de los servicios públicos y el transporte”.

Consultado, Alejandro Servide, directivo de la sucursal de Randstad en Argentina, la segunda compañía de contratación de personal más grande del mundo, señaló que “como resultado de la crisis económica y la devaluación, cada vez más profesionales jóvenes están pensando en un futuro en Europa”.

Y aseguró que en las 160 entrevistas diarias que realiza la empresa una pregunta a los postulantes es “si tuvieran la oportunidad, ¿estarían interesados ​​en vivir en el extranjero?”. “Alrededor del 80 por ciento te dice que sí”, reconoció el directivo.

Se puntualizó, además, que “como parte de las medidas de austeridad destinadas a equilibrar el presupuesto, la administración de Macri ha despedido a miles de trabajadores gubernamentales y ha recortado los fondos para la danza, la ciencia y otros programas”.

“Cuando Argentina atraviesa estas crisis profundas, la gente busca opciones, y tal como sucedió en 2001-2002 cuando casi 800 mil argentinos viajaron al extranjero, hoy estamos viviendo tal vez la fase inicial”, afirmó Ariel González, secretario ejecutivo de Centro de Estudios Internacionales de la Universidad Católica Argentina.

“Eso significa que hay un sector de la sociedad, los profesionales de clase media y alta, que están considerando un Plan B, que es que si la crisis se agrava, una de las opciones sería ir al extranjero”, agregó el profesional.

Por otro lado, a modo de contraste con la situación actual, se hace una mención a los millones de europeos que llegaron al país en el siglo XIX para escapar de la guerra y la pobreza, y que en el siglo XX Argentina era uno de los países más ricos del mundo.

“Pero la mala gestión política y los precios más bajos para los productos agrícolas que forman la columna vertebral económica del país durante décadas han llevado a auge y crisis cíclicas”, concluyó el periodista  Luis Andrés Henao.