El músico se encuentra internado en un hospital de Dolores luego del accidente que provocó hace una semana donde fallecieron dos personas. Sería trasladado a una comisaría.

El abogado Miguel Pierri, representante del cantante El Pepo, tras el accidente que protagonizó la semana pasada donde murieron dos personas, habló sobre el estado de su defendido y dijo: “Yo lo entrevisté cuatro veces y las cuatro me dijo cosas absolutamente distintas”.

Pierri estuvo en el programa Debo Decir, que se transmite por América, y además de admitir que El Pepo era quien manejaba el vehículo también dijo que estaba alcoholizado: “Había tomado alcohol, no había tomado droga”.

Sobre cómo fue el accidente según le contó el acusado, Pierri relató: “Él me contó que venía manejando con balizas prendidas por que no veía nada, a 80 kilómetros por hora, con visibilidad cero, y que algo se le cruzó. Clavó los frenos y pegó el volantazo, que es algo que no hay que hacer. Él está vivo porque tenía el cinturón de seguridad, sus compañeros no lo tenían”. Sin embargo, también dijo que las cuatro veces que lo entrevistó El Pepo le dijo cosas distintas.

Además, contó que el cantante tuvo una complicación de presión arterial que le imposibilitó que le den el alta médica en Dolores. “El viernes, cuando le iban a dar el alta, tuvo una situación de presión arterial y le recomendaron que quedara internado. Mañana lo va a ver un grupo de psiquiatras ahí en Dolores”.

“Pepo hoy no está en libertad porque tiene antecedentes penales por robo, una pena de dos años y pico que cumplió pero no cumplió con la reincidencia de esa pena. Para no perder el tiempo planteando la excarcelación, que si es denegada hay que esperar 20 o 30 días a que la Cámara lo resuelva, voy a plantear la prisión preventiva morigerada para cumplirla en su domicilio hasta que vaya a juicio”, cerró.