Debido a ciertas condiciones climáticas, lo que podía ser un paisaje común se convirtió en un viral gracias a la ilusión óptica que generó que la embarcación flotara en el aire.

Las imágenes tienen su origen en Nueva Zelanda, precisamente en las playas de Maunganui. Allí, una mujer identificada como Monika vivió el increíble episodio y aprovechó para grabar el extraño momento. “Filmé este fenómeno óptico que hacía que un barco pareciera estar flotando en el aire”, escribió en sus redes y el posteo de inmediato se viralizó.

El video obtuvo cientos de comentarios e incluso algunos expertos dieron su explicación sobre lo que estaba pasando. “Es algo llamado Fata Morgana (Mirage) que, en un clima más tranquilo, hace que una capa de aire más cálido se asiente sobre un aire más frío y denso, creando una imagen distorsionada” , detallaron.