Los ex funcionarios de Cambiemos, Guido Sandleris, Javier Gonzalez Fraga, y los CEO de Vicentín, Alberto Padoan y Gustavo Nardelli, también fueron imputados junto a Mauricio Macri.

Con el anuncio de la intervención y expropiación de Vicentín, el gobierno de Alberto Fernández destapó una olla de escándalos y denuncias a distintos dirigentes del gobierno anterior, incluído el ex presidente Mauricio Macri. En ese contexto, este viernes la causa penal por el otorgamiento de créditos irregulares del Banco Nación a la empresa Vicentín sumó nuevas imputaciones.

La Unidad de Información Financiera (UIF) pidió ser querellante e investigar al ex presidente Mauricio Macri, a los ex funcionarios Guido Sandleris y Javier Gonzalez Fraga y a los dueños de la firma por lavado de activos. Investigan movimientos de dinero en el exterior.

La cerealera tiene una deuda con el Banco Nación de más de 18.500 millones de pesos por los créditos concedidos supuestamente en forma irregular, pero al mismo tiempo empresas vinculadas a Vicentín tendrían activos sospechosos en el exterior.

Según detalló el portal Minuto Uno, en el expediente penal por supuesto perjuicio al Estado ya están imputados los dueños de Vicentín, Alberto Padoan y Gustavo Nardelli y el ex titular del Banco Nación, Gonzalez Fraga. Ahora la UIF pidió investigar lavado de activos ante sospecha de fuga de activos. También se pidió la inhibición general de bienes de los imputados y una investigación exhaustiva de sus patrimonios.

La imputación del organismo que conduce Carlos Cruz alcanza a la entonces presidencia de Mauricio Macri, a Sandleris, que encabezaba el Banco Central.

“Habrían existido instrucciones explícitas de Presidencia para favorecer al grupo empresario”, dice el escrito presentado en la causa que llevan adelante el fiscal Gerardo Pollicita y el juez Julián Ercolini.

“Las gerencias operativas habrían sido instruidas personalmente por González Fraga (el ex titular del Banco Nación) para beneficiar a la firma, y éste, a su vez, habría sido instruido al respecto por el entonces Presidente de la Nación”, dice la presentación.

Según el escrito, Vicentín forma parte de una red de empresas con firmas en el país y en Paraguay, Uruguay, Brasil y España. Se hace foco en la firma Renova, socia de Glencore, que también es investigada y la fuga de fondos al exterior.

Vicentín fue uno de los mayores aportantes a las campañas presidenciales de Macri, 2015 y 2019, con unos 27,5 millones de pesos.