Un trabajador rural que se desempeña en la finca de la senadora de Cambiemos por Jujuy Silvia del Rosario Giacoppo, denunció que sufre amenazas y que será desalojado en plena pandemia. Además, detalló que cobraba sólo 6500 pesos, pero le hacían firmar recibos por encima de los 20 mil pesos por hacer trabajos de hacienda con vacas y cultivo de tabaco. 

El trabajador rural Hugo Mancilla denunció a la senadora de Cambiemos por Jujuy Silvia del Rosario Giacoppo por desalojar en medio de la pandemia del coronavirus a su familia de una finca ubicada en el sur de Jujuy, en el límite con Salta.

En un audio que trascendió en las últimas horas, se escucha a la legisladora increpa al trabajador, lo amenaza al decir que el fiscal “va a venir” a detenerlo y le ofrece una “liquidación” para que firme su renuncia.  El empleado denuncia que la casa la recibió su padre como parte de pago por sus años trabajados en la finca.

“Hoy te puedo dar unos pesos hasta que encontrés trabajo, no te voy a dar ni mierda después”, le advierte la senadora Giacoppo al trabajador rural Mancilla, que le pregunta hasta cuándo tiene plazo para decidirse.  “Seguí pensando, yo no te espero más, yo te espero hasta mañana, yo he preparado la liquidación”, dice la legisladora, quien termina con una amenaza: “te espero hasta la 1 que va a estar la fiscal esperando, acá la fiscal penal si no te van a venir a buscar”.

En diálogo con el portal El Destape, Mancilla explicó: “Yo nací, me crié y crecí en esta finca en la que estoy desde hace 40 años. Estuve todo mi vida tranquilo hasta que pasó esto del desalojo. Estoy triste por mis hijos, porque se habían acostumbrado al lugar”, sostuvo el hombre que además denunció que cobraba sólo 6500 pesos, pero le hacían firmar recibos por encima de los 20 mil pesos por hacer trabajos de hacienda con vacas y cultivo de tabaco. 

“Ella me amenazó con decirme que me iba a mandar a la fiscal que estaba a disposición de ella. Quería que le firme la renuncia, pero yo no lo iba a hacer”, explicó Mancilla, quien ahora es empleado en otra finca. “Yo vivo al día, no tenía ahorros para irme a otro lugar, ni tampoco trabajo. Mi padre murió ahí, creo que no podían hacerme esto”, expresó.

La denuncia de Mancilla fue realizada contra la senadora Giacoppo, los familiares Fabricio Giacoppo, Atilio Giacoppo y Álvaro Nieva, por supuestos daños y usurpación sobre una vivienda rural donde habita, ubicada, según el denunciante, en la Finca Giacoppo-Loma Pelada de Monterrico. Además recuerdan que hay un decreto publicado por el presidente Alberto Fernández que impide los desalojos por la pandemia del coronavirus.

La acusación fue radicada ante el Ministerio Público de Jujuy, sin embargo el titular de la Unidad Fiscal Especializada en Delitos Menores, Aldo Lozano se excusó al plantear que parte de la finca se ubica en territorio salteño.  “No puedo investigarla, porque parte de la finca está en un departamento de Salta. Ya envié todo el material correspondiente a la provincia vecina para que continúen con la investigación”, sostuvo Lozano.

El campo pertenece a Dominga Berardi de 90 años que es madre de Giacoppo y que comenzó la sucesión para repartir el terreno entre sus herederos. En este contexto, la senadora y sus familiares perpetraron el desalojo de las familias que se dedicaban al trabajo rural en la propiedad. El resto de los habitantes se fueron sin realizar una acusación por temor a represalias.

Además de la denuncia penal por el desalojo en medio de la pandemia del coronavirus y la “usurpación y daño de la propiedad”, la defensa del trabajador Mancilla iniciará una demanda ante la justicia laboral por “fraude laboral”.

FUENTE: El Destape