El delantero le entró muy mal al volante del Milan, quien venía de recuperarse de la fractura de dos vértebras lumbares, y lo sacó de la cancha.

Lucas Biglia se había lesionado la espalda jugando para el Milan en un partido ante Benevento y justo cuando volvía a ser titular con la esperanza de llegar al Mundial tuvo que volver a dejar la cancha.

Fue en el partido ante Atalanta y el que lo golpeó fue el Papu Gómez, otro argentino, quien le dio un rodillazo en la misma zona donde se había lesionado anteriormente Lucas Biglia.

Por supuesto que a partir de ahí las suspicacias sobre la intencionalidad del golpe comenzaron a crecer, no sólo por el tremendo golpe sino también por la imágen subsecuente donde el mediocampista insulta al capitán del Atalanta quién ni siquiera se disculpó luego de la falta.

Lo cierto es que Biglia no pudo salir a jugar el segundo tiempo y las dudas sobre su estado volvieron a instalarse con fuerza. ¿Llegará en condiciones a la cita de Rusia?

Riccardo Montolivo ingresó en el entretiempo por Lucas Biglia y se fue expulsado a los 30 minutos por un patadón sobre Alejandro Gómez, justamente quien había lesionado al mediocampista con un rodillazo. ¿Coincidencia? ¿Lo habrá mandado su compañero?